20 N: La “tomatina” del PSOE.

Esa ya no será una fiesta, será un “tomatina”, sinceramente no se nos ocurre nada más para dulcificar el impresionante mamporro del PSOE a la luz de las elecciones del 20-N. Pero el Via Crucis no ha hecho más que empezar. La negación perpetua de la crisis por parte Zapatero, los sucesivos vaivenes y la improvisación han acabado con el suelo electoral más duro, una derrota previsiblemente superior a la de UCD. En este paisaje los posicionamientos de distintas corrientes socialistas son solamente una improvisación para el día después. En muchas autonomías hay cuchillos afilados en forma de venganza interna. Simplemente el caso del PSC de Catalunya nos da la pauta. Aquí, después del fracaso del tripartito y de que a Chacón le dieran la patada en Madrid nos presentan como futuro “renovador” del PSC a Ángel Ros, el alcalde socialista de Lleida, tal vez sea el futuro, pero detrás lleva a todos los Nadal, saga socialista por excelencia y recibe el apoyo de los mismos que condujeron al PSC adonde está, la nada más absoluta. Aún en el supuesto de que Chacón llegue a 25 escaños, el descalabro general será palpable, claro que Chacón no es ninguna Juana de Arco y ha venido aquí para luego pasar factura de su responsabilidad asumiendo un tránsito tan duro como éste.

Foto: Biel Alumo para Corbidis

Por comunidades el repaso que va a dar el PP salta a la vista: se cae Andalucía con estrépito, Castilla la Mancha casi no existe, la oposición en Valencia es un azucarillo ante el rodillo pepero, puede caer nuevamente Asturias y la tendencia se repite. Pero hablemos de Madrid: Ahí no hay quién levante cabeza. Hace poco alguién decía que el mayor error de Zapatero fue aislarse del partido, de su aparato y entregarse a las Bibianas Aidos y compañeros de viaje. De hecho grandes decisiones dle partido se han tomado en el comedor de casa de Trinidad Jiménez, supongo que entonces les será fácil entender su paso por dos ministerios consecutivos: Sanidad y Exteriores.

Entretanto el partido caía en batallas tan absurdas como la de Tomás Gómez, otro alcalde otrora eficiente y hoy desmadejado. Pero eso ya viene de la época en que Aguirre les tomó la delantera, se escapó en un puerto de primera y no hay quién la pare.Durante estos años los barones del PSOE han estado mirando su ombligo público: imagen, cargos, consejos de administración de empresas públicas y no han estado por la labor. La supuesta generación de recambio de Zapatero es un bluff que ha llevado al desastre al propio partido, ya no hablamos de votos, hablamos de políticas, criterios y visibilidades. Nadie ha alzado la voz en el PSOE por los desmanes de los ERE falsos en Andalucía, nadie ha alzado la voz contra el alcalde corrupto de Santa Coloma (todos lo sabían) me lo dice una voz ronca de allí y militante de mitad para arriba. Todos leían las encuestas de hace dos años y todos veían el tsunami que se acercaba, pero su empeño era otro: saber en qué currarían el día después. El discurso programático como partido está perdido y por eso solo saben asustar con el fantasma de la derechona, que no es tan facha como lo pintan. Veremos cuales son los resultados pero repito que por encima de votos el problema del PSOE más gordo es que al día siguiente no se hará nada, no saben qué hacer y lo de la calle y los indignados les pilla muy lejos. Será una auténtica tomatina interna que no tendrá traducción fuera porque no se sabrá qué proyectar, agazaparse y esperar a que el PP pinche es cutre, muy cutre porque para esto faltarán más de 24 meses y este país está lleno de descerebrados felices de que un día les digan que les recortan y comprueben el roto en su bolsillo y entonces aún se sentirán felices de haber votado a “gente de palabra”. Han sido muchos meses perdiendo gas y ahora el PSOE se dirige a la charca de la derrota sin ningún ánimo de levantarse y no se advierten signos internos de autocrítica: el peor de los signos ausentes. Una verdadera “tomatina”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *