Pitamos el himno, pero también al Borbón…no se olviden.

Los esfuerzos por hacer de la pitada al himno nacional y al Rey, no se olviden, una cuestión política de actualidad; siguen siendo el esfuerzo por tapar la derrota del PP en las elecciones, los casos de corrupción del Delegado del Gobierno en Valencia, que Cospedal está a un paso de largarse, que a Rita no la quieren ni con caloret y que Madrid empieza a ser el mausoleo del PP. Tal vez no haya para tanto: el PP no ha perdido tanto respecto de la gravedad de lo cometido, en definitiva el PP ha vuelto a ganar. Perder plazas significativas es interesante y muestra una curiosa debilidad, ya era hora, de los populares. Pero no se puede olvidar que están ejercientes de poder, lo cual significa que aín pueden tomar muchas medidas que merezcan el voto idiota de esa gran masa, idiota por supuesto, que suele creer en la democracia burguesa y les da pábulo.

artur-masHay muchas oportunidades de reacción del PP todavía, pero al fondo de los resultados se advierte un resquemor, una desconfianza y una necesidad de castigo. Es evidente que Ciudadanos no ha cumplido las expectativas, pero se dice poco, se apostó mucho por ellos desde el poder mediático; también está claro que Errejón e Iglesias acertaron planteando que nada de presentarse a las municipales como marca, tampoco se ha dicho suficiente, pero yo les felicito por la elección de la candidata madrileña: impecable Carmena, qué contraste de trayectorias con la bruja Aguirre sacerdotisa de la corrupción y el “liberalismo”.

Por eso se hincha el globo de la pitada, ya saben que no es de recibo, que el patriotismo de letra forzada y artículo 27 se va a la mierda siempre, así está esto que llaman España, pero ellos erre que erre y ahora más que nunca el tormentón de noticias negativas arrecia para los derechistas. Leo que en EEUU está protegido el derecho a pitar lo que quieras, himno incluido, en aras de la libertad de expresión, me parece ejemplar solamente que allá los patriotas llevan pistola a todas horas, aquí todavía no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *