Si os hieren tal vez me alegraré.

Me costó muchos años, después de militar y luchar ver y entender que en una  sociedad democrática normalita había un trabajo que era el de policía. Me costó mucho: mi amigo M. A. fue torturado un día de 1973 cuando ante la muerte de un trabajador de la térmica del Besós fue detenido. Luego mis primos estuvieron en la cárcel y también fueron torturados, Isabel y Salvador. Mi amigo Stan era un militante del Vallés que dentro de la cárcel Modelo fue cosido a palos después de morir Puig Antich. Un día paseando fuimos detenidos, al verle los antecedentes trataron de pegarle, pero no pudieron al darse cuenta de que tenía las encías cosidas de las palizas que le dieron el grupo especial de la Policia Nacional de Valladolid. Meses más tarde murió por enfermedad pulmonar contraída en las largas horas en celda de castigo. En el exilio francés conocí historias tremendas y letales. Hay tantas. Por eso disculpen que les diga que cada vez que veo una intervención como la de los Mossos de Esquadra en la plaza de Catalunya vuelvo a pensar que clase de gorilas estamos criando, con perdón de los gorilas, y que imagen, en este mundo de servicios al ciudadano, se está dando del ejercicio de libertades bàsicas. Ya les supongo maileando a los politicamente correctos, pero permítanme que lo diga una vez más: Yo celebré el vuelo de Carrero, la muerte de Franco varias veces y ahora me veo en la tesitura de tener que “respetar” un cuerpo que se distingue por su dureza en todo aquello que no sea una avería del coche y que hasta se atreve a “poner orden” a gente en silla de ruedas. Y su jefe máximo, oíremos a hablar de él, es un boyscout venido a más que se hace la porra un lío entre nacionalismo, contundencia y que cuando se mira al espejo no se da cuenta que lo único que le pasa es que es prisionero de la macarrez aún demasiado instalada en la polícia.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=gx5ZBXfSU_Y&feature=related[/youtube]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.