¿Disparar al Borbón o al paquidermo?

foto S.Mc. Curry

Esta imagen de nuestro querido Steve Mc Curry resume la idea de este post. En tiempos de tiro al elefante, de acoso al paquidermo y de convertirlo a este en mero instrumento de solazamiento borbón proclamamos de nuevo desde aquí nuestro amor confeso e incondicional al rey de la fauna que nos subyuga. Fue en nuestro trayecto por africa del este cuando nos subyugó el libro de Rick Ridgeway “La sombra del Kilimanjaro” editado por Altaïr. En él encontraran riquezas que no se hallan en libros de viajes al uso. Nos habla de Daphne Sheldrick que fundó un orfanato para animales en Voi en el Tsavo East. Cuenta como una mañana le visitaron varios cazadores furtivos alterados. Al levantarse al alba habían visto su campamento rodeado por una manada de elefantes que se había concentrado en la tienda-almacén donde tenían diseacadas las patas y cabezas de nuemerosos congéneres.

Cuenta como su compañera Joyce, después de dos meses de observación de una elefanta que había perdido a su hijo, y pese a la sagrada norma de no intervenir en relación al animal, le colocó un bidón lleno de agua pues solía acudir al lugar donde murió su cría y se pasaba casi más de un día sin beber. Ella un día, harta y aburrida de la observación, le colocó bidones de agua que fue vaciando. Ella se dirigió al coche y al girarse vio a la elefanta junto a ella, se quedó inmovil. Esta avanzó la trompa y la dejo reposar sobre su pecho y su brazo.A nuestra fascinación literaria por los paquidermos añadiremos la que nos produjo su presencia directa cuando una tarde los vimos emerger de las hierbas altas del parque de Tarangire. El suelo retumbaba con suavidad, un olor intensísimo de hierba fresca tronchada nos inundó y la impresión casi nos impedía disparar nuestra cámara. Sí, definitivamente, desde aquel día, preferiríamos disparar sobre un borbón salvaje antes que a un elefante.

foto Bekaa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.