Newsha Tavakolian, una obra importante, una artista honesta.

tavakolian-newshaNewsha Tavakolian es una fotógrafa autodidacta iraní cuya obra es impactante, aunque dotada de una sencillez expresa, sus imágenes condensan una generación iraní de treintañeros que se siente lejos de los dogmas del poder dominante. Destaca también su trabajo sobre las madres de mártires, visiten su web, es un impacto suave, pero impacto. Ha publicado en Stern, Times, Der Spiegel,  Le Monde y grandes medios de prestigio. Recientemente fue galardonada con el premio Carmignac, un banquero francés que dona anualmente este galardón y corre con los gastos de una lujuosísima publicación. Pues bien, la noticia estriba en que a la hora de la publicación el propio banquero seleccionó las imágenes y le hizo advertencia de cuales no podrían publicarse por afectar a sus intereses.

tava1La respuesta de Tavakolian fue contundente, devolver los 50.000 euros y retirarse de la publicación además de no dar su autorización para reproducir ni una sola de las fotografías. Si la fotografía de Tavakolian sorprende o cuando menos nos permite ver el rostro de un Irán distinto y que existe, más todavía sorprende que en este mundo de empellones y presunciones artísticas con tal de estar en primera fila y en el cual muchos suspiran con las 10.000 descargas semanales de Vimeo o cualquier portal Tavakolian ha cortado en seco las pretensiones censoras del rico señor francés. Esta mujer y artista cada día me gusta más, ella, su obra y sus planteamientos.

tavakokA la hora de llegar al punto final, la artista se topó con la negativa a varias de las posturas, todas ellas expuestas de mano del propio banquero francés (Carmignac) a ser realizadas a pesar de que la comisión de la Fundación ya había evaluado todo el trabajo anteriormente. Estos puntos se centraron en cambiar todas las imágenes, textos, e incluso esencia de una obra que se centraba en mostrar y explorar una generación quemada de iraníes, intentado actuar de espejo ante el mundo para enseñar las sutiles realidad de la vida de los treinteañeros en Irán.

tavak3Y es que al parecer todo esto no parecía ir mucho con la idea que quería tener el millonario francés sobre el premio impuesto en el que quiso tener el control absoluto. Por lo visto, quiso dar su versión propia de la vida en Irán, a pesar de que una artista, habitante del mismo, daba su visión artística a la par que propia de su país de origen.La Fundación alegó a que la fotógrafa fue presionada por el gobierno de Irán para no aceptar el premio. Afirmación que ella niega con rotundidad y lo achaca a lo anteriormente explicado.

Newsha Tavakolian, realizó un comentario señalando, “No tenemos que aceptar cualquier cosa porque vengamos de países no occidentales, como Irán, América Latina u otros. Debemos creer en lo que hacemos”.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.