La vida misma

Josep Lluís Núñez: Brinda la burguesia de Barcelona por su encarcelamiento.

Hay un delito flagrante y continuado en la gestión de Núñez, el juez lo deja claro en su auto. Pero si ingresa en prisión chocarán las copas de cristal de Murano en muchas casas de la burguesia barcelonesa. Hace décadas que a Núñez le tienen ganas. La fortuna amasada por Núñez en su actividad constructora, proviniente de su matrimonio, no fue suficiente para granjearle el más mínimo afecto de la burguesía catalana. Más rico que muchos de ellos, siempre le negaron la entrada en su círculo. Lo consideraban un «charnego», una especie de «nuevo rico de mierda» sin pedigrí propio. Por mucho que se esforzara el veto de las siete famílias poderosas catalanas se extendía a toda la mugre pudiente. Su pasado de emigrante, el fascismo latente de su padre, miembro del somatén de Sampedor y sus devaneos juveniles falangistas eran argumentos de rechazo.

BARCELONA-JOSEP-LLUIS-NU-EZ-A-_54417360976_54028874188_960_639Por ello Núñez, vetado para la política decidió convertirse en presidente del Barça. Al cabo de los años esa misma burguesia que le evitaba bajó el cogote y se tuvo que sentar en el palco del Camp Nou desde el cual el se coronó en el rey del Barça. Sin duda fueron muchos años y muchas las tentativas de Jordi Pujol de colar directivos convergentes, pero nunca pudieron con su poder. Núñez se fue desgastado, pero cuando él quiso, y para ello eligió a un tipo del Opus Dei «amigo de todos», un tal Joan Gaspart a quién en círculos masónicos de la ciudad se le consideraba tan buena persona que le llamaban «el rey Gaspart».

La caída de Núñez, triquiñuelas legales de su abogado al margen, será de un efecto vengativo tremendo. Hace años que le tienen ganas, el primero es Jordi Pujol y detrás van todos los prebostes de la avenida Pearson que lo rechazaron siempre. Solo que Pujol y Millet saben que la avenida Pearson les apoya si callan. Nadie mejor que Pujol puede entender a Núñez: Él también dedicó su vida a dejar de ser un encargado como su padre, un menestral, que se dice aquí.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.