El golpe ya rula. La cal y los GAL.

El golpe rula cuesta abajo y las televisiones se llenan de tontos encorbatados que del franquismo solo saben por los libros. Pero hace tiempo que en España FAES y aledaños usan la estrategia, probada con éxito en casi toda Sudamérica excepto en aquel país en que tanto lo han intentado y fracasan sucesivamente: Venezuela. Pero sí, no nos confunden es un golpe, antes no les gustaban los catalanes, ahora no les gusta el gobierno y harán lo que sea disfrazado de legalidad o no, para conseguirlo. Esto no va de malos buenos, porque malos hay en los dos lados y la pasividad del PSOE y el miedo a las cloacas les hacen volver a ellas y sufrir las arcadas del golpismo, la peste católico conservadora se extiende. No deja de ser paradójico que los mismos mecanismos del estado, en manos de grupos ultra conservadores y cristianos, que impusieron la represión al proceso catalán sean ahora los que empujan de manera decidida para acabar con el gobierno de PSOE y UP. Es una receta de cocción lenta pero eficaz. A su estrategia de manipular los muertos del COVID19, culpando al gobierno, propagando teorías de la conspiración, por parte de Vox y aceptadas por el PP; en las que se acusa al gobierno de provocar la crisis para debilitar España y entregarla a los comunistoides de Podemos (!), todo ello movido con fakes y argumentos vergonzantes. Sí. esa es la parte escandalosa, mediática que provoca titulares y escandalillos. Pero mientras hay un hombre, de fe en el Opus y la mentira, que se llama Pérez de los Cobos que está tejiendo nuevas patrañas alrededor del COVID 19. Esa no es tarea nueva, en Cataluña tenemos muy claro que el relator, falso la mayor de las veces, como se vio en el juicio del procés, es Pérez de los Cobos y su equipo. Justo ayer un declarante de la Guardia Civil, interrogado por un colaborador de Cobos, explicaba como a lo largo del interrogatorio tuvo que aclarar varias veces sobre afirmaciones que hacia el interrogador y que no habían salido de sus labios. Vean el gráfico de eldiario.es:

La lectura política es que se esta engarzando un complejo entramado de demandas judiciales de todo tipo contra distintos miembros del gobierno, empezando por altos funcionarios como el Dr. Simón y ministros varios, Delegado del Gobierno en Madrid…es decir, con más o menos suerte y al amparo de distintas tretas procedimentales, en poco menos de un año se habrá hiper vinculado el gobierno de Sánchez al de los corruptos, ineptos, infames, asesinos se les llama ya por parte de Vox. De esta manera la campaña de Vox llegaría al cenit de lo que ya, conocedor de ese recorrido, promulgaba Abascal: “gobierno ilícito”. Se les podrá replicar que ha estado puesto por las urnas, pero cuando muchos procesos y varios juzgados van arrastrando tu nombre es difícil ya desprenderse de esa estela. Dimisión sonará por todas partes. Esa es la crisis que los partidos de derechas pretenden y están construyendo.

Su eficacia está por demostrar, pero hay un problema: que el PSOE no quiso atajar y ya es tarde: las cloacas del estado. La cal y los GAL les persiguen, han jugado con esas estructuras o no han hecho nada para combatirlas. Ahora se van a volver contra ellos. Nadie en el partido socialista alzó la voz y ese es el alien que va acabar con Sánchez y cia. De nada sirve quitar a Pérez de los Cobos con la estructura parafascista del tribunal supremo. Cuando fiscales como Zaragoza o Consuelo Madrigal esperan en un trámite la Guardia Civil tiene todas las garantías de que será admitido lo que sea. Ahora el PSOE de Sánchez se da cuenta de lo que no se ha hecho o de como Rubalcaba lo congeló todo para que Villarejo, Billy el Niño y compañía siguieran campando. La factura es muy elevada y la lista de confidentes policiales dispuestos a levantar la mano contra el PSOE larga, será un equilibrio complejo. Pero el golpe ya anda y coge fuerza.

Tenemos costumbre de seguir los golpes de estado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.